10 DATOS SOBRE LA MENOPAUSIA QUE DEBES SABER

10 DATOS SOBRE LA MENOPAUSIA QUE DEBES SABER

El mes de marzo es un mes especial para la mujer gracias al 8-M, el Día Internacional de la Mujer.

Es por eso que se nos ha ocurrido aterrizar un tema que concierne precisamente a todas las mujeres: la menopausia.

Y es que, a día de hoy, todavía sigue siendo un tema algo controvertido pero, por suerte, hay cada vez más información al respecto, más investigación sobre el tema y, casi lo más importante, menos tabú.

Hablar de menopausia es hablar de una etapa bastante larga en la vida de una mujer, por lo que merece que le prestemos atención, ¿no te parece?

Así que, ¡allá vamos!

Hoy te traemos 10 datos que deberías saber sobre la menopausia, tanto si te encuentras en esta etapa como si no.

 

1. La edad media de la menopausia son los 51 años

Sí, sí. Como lo lees. Ni uno más y ni uno menos.

Lógicamente puede variar depende del caso, pues el rango de edad oscila entre los 45 y los 55 años.

 

2. La menopausia es la última regla de la mujer

Decimos que hemos entrado en menopausia cuando contamos desde el último periodo que hemos tenido.

La regla puede «hacernos el tonto» una temporadita antes y no tener claro si estamos entrando o no en la menopausia. A esta etapa, de hecho, se la conoce como perimenopausia o premenopausia.

Pero el tema es fácil: a la que ya no tengas más menstruación… C’est fini; la menopausia ya esta aquí.

 

3. El 90% de las mujeres sufrirá síntomas menopáusicos

Por más que queramos evitarlo, en mayor o menor medida, casi todas las mujeres padecerán los temidos sofocos, insomnio, irritabilidad, falta de memoria, dolor en las relaciones, artrosis, colesterol, hipertensión, osteoporosis…⁠

¡Ojo! No hay porqué sufrirlos todos y tampoco de manera incapacitante.

 

4. La «culpa» es de los estrógenos

Entre otras cosas, los estrógenos tienen mucho que ver en los cambios físicos y emocionales que se producen durante la menopausia.

Y es que lo controlan prácticamente todo: el aparato reproductor femenino, el metabolismo de grasas y colesterol, la presión arterial, la libido, la producción de colágeno…

Por eso, cuando la producción de estrógenos durante la menopausia se reduce al mínimo, aparecen los «dichosos» síntomas menopaúsicos.

 

5. Los síntomas menopáusicos no duran eternamente

A ver, una cosa que hay que tener clara es que el hecho de entrar en menopausia no significa que vayas a sufrir los síntomas menopáusicos forever and ever.

No. Esos síntomas los sufrirás durante unos 7 o 9 años (que ya son). Y bueno, vale, sí… Hay casos que pueden llegar hasta los 14, pero no es lo habitual y hay luz al final del túnel.

6. Solo el 50% de las mujeres consulta a su ginecólogo

Chicas, esto es un problema. Lo dicen los estudios: ¡Hay que ir al médico!

Y es que, vamos a ver, la menopausia no es una enfermedad. Es una etapa natural y normalísima de la mujer.

El médico no va a «curarte» la menopausia, pero sí puede ayudarte a tratar los síntomas de la misma para que puedas mejorar tu calidad de vida.

Así que no lo pienses. A la que notes cambios, ve al ginecólogo. ¿Qué problema hay?

 

7. La perimenopausia dura de 3 a 5 años aproximadamente

Ya hemos dicho que la perimenopausia se da justo antes de la menopausia y es esa época de «no saber del todo bien qué te está pasando».

Además de episodios de «ahora regla sí, ahora regla no», puede venir acompañada de otros síntomas típicos menopáusicos.

Así que, ármate de paciencia que tú puedes.

 

8. Las enfermedades cardiovasculares y las óseas son los grandes problemas de la menopausia

El factor protector para el corazón de las mujeres se pierde en el momento de la llegada de la menopausia (cómo no) a raíz de la pérdida de estrógenos.

Además, por esta misma razón, es más fácil sufrir enfermedades como la osteoporosis, pues los huesos ya no se regeneran como antes.

Así que, muy atenta a estos dos grandes riesgos para tu salud. No los subestimes.

 

9. La dieta y el ejercicio son perfectos para «tratar» la menopausia

El ejercicio es fundamental para fortalecer la musculatura, evitar el sobrepeso, ayudar al corazón, aliviar el estrés… Así que ponte en marcha.

¿Lo ideal? Combinar ejercicio de fuerza con caminatas diarias de marcha rápida.

La alimentación también es vital. Opta por una dieta mediterránea rica en vegetales, hortalizas, verduras, legumbres, grasas saludables, aceite de oliva, frutos secos…

¡Estos alimentos están llenos de antioxidantes y fibra dietética y, además, tienen propiedades antiinflamatorias! Perfecto para ti.

¡Ah! Y no te olvides de la vitamina D y el Omega-3. ¡Imprescindibles para tus huesos y tu corazón!

 

10. La menopausia puede ser tu etapa más feliz

No todo va a ser negativo en la menopausia. Y es que, varios estudios apuntan a que la menopausia, además de ser una etapa vital y natural de la mujer, puede ser también la más plena.

¿Por qué? Entre otras cosas, tienes más libertad de movimiento pues tus hijxs (quién los tenga) ya son mayores, te conoces a la perfección, puedes disfrutar de tu sexualidad al máximo sin preocupaciones por si hay riesgo de embarazo (aunque sigue usando precaución para evitar ETS)…

Muchas, incluso, llaman a la menopausia «la segunda juventud». ¿Y tú que opinas?


No olvides seguirnos también en Instagram y Facebook para tomar nota de todos nuestros consejos.

5 RECETAS FRESQUITAS, FÁCILES Y RÁPIDAS PARA ESTE VERANO

5 RECETAS FRESQUITAS, FÁCILES Y RÁPIDAS PARA ESTE VERANO

Cómo cuesta superar esta ola de calor, ¿verdad? Y si algo da tremenda pereza estos días es encender el fogón para cocinar. ¿A que sí?

Pues no te preocupes porque, como siempre, queremos hacerte la vida un poquito más sencilla y por eso hoy nos hemos puesto cocinillas.

Y es que te traemos unas recetas muy fresquitas que te llevarán menos de 15 minutos en preparar y que, además, son facilísimas de hacer. ¡Ah! Y muy saludables.

Así que, ya sabes; toma nota y a la cocina.

Sopa de melón

Tiempo: 10 minutos

Ingredientes para 4 personas:
– Un melón
– 150 gr de virutas queso parmesano
– 100 gr de jamón serrano

Preparación:
1. Corta el melón retirando las semillas, la pulpa y la corteza.
2. Bátelo todo en una batidora o picadora.
3. Deja enfriar la crema en la nevera.
4. Corta el jamón a tiras pequeñas y fríelo durante 2 minutos a fuego medio.
5. Añade el jamón a la crema de melón junto con las virutas de queso parmesano.

¡Sírvelo muy frío y verás qué rico!

Tartar de atún

Tiempo: 15 minutos

Ingredientes para 4 personas:
– 600 gr de rodajas de atún congeladas
– 25 gr de alcaparras
– 1 aguacate
– 1 cebolla morada
– Salsa de soja
– Zumo de limón
– Pimienta blanca
– AOVE
– Sal

Preparación:
1. Descongela las rodajas de atún en la nevera en una bandeja con rejilla.
2. Cuando estén descongeladas, retira las posibles espinas y corta a daditos pequeños.
3. Pica también la cebolla, las alcaparras y el aguacate del mismo modo.
4. Mezcla los ingredientes y añade la sal, la pimienta blanca, la salsa de soja, el zumo de limón y el aceite de oliva.
5. Te aconsejamos que utilices un molde para que quede todo más compacto.

¡Un plato gourmet facilísimo de hacer!

 

Ensalada con huevo poché

Tiempo: 15 minutos

Ingredientes para 4 personas:
– 4 huevos
– Mezclum de lechugas
– Tomates cherry
– 1 Pepino
– Vinagre
– AOVE
– Tiras de bacon (opcional)

Preparación:
1. Prepara un cazo con agua y ponlo al fuego.
2. Cuando empiece a hervir añade un chorrito de vinagre y los huevos.
3. En 3-4 minutos máximo retira los huevos del cazo y déjalos enfriar.
4. Prepara en un bol el mezclum de lechugas.
5. Ralla el pepino con un pelador (sin retirar la piel) y añádelo al bol junto con los tomates cherry y el aceite de oliva.
6. Sirve en cuatro platos la mezcla, pela los huevos con cuidado y pon un huevo en cada plato.
7. También puedes freír unas tiras de bacon y añadirlas a la ensalada.

¡Disfrutarás de un plato muy fresco y veraniego!

Tostada de salmón y hummus

Tiempo: 10 minutos

Ingredientes para 4 personas:
– 1/2 kg de pan de centeno
– 250 gr de hummus de garbanzos (comprado o casero)
– 100 gr de salmón ahumado
– Zumo de limón
– Semillas de sésamo
– Brotes de girasol
– AOVE
– Sal

Preparación:
1. Corta el pan de centeno a rebanadas anchas (calcula 2 o 3 rebanadas por persona).
2. Unta el hummus en cada rebanada.
3. Monta el salmón ahumado encima de cada tostada.
4. Añade el zumo de limón, las semillas de sésamo, los brotes de girasol, el aceite de oliva y la sal.

¡Rápido y buenísimo! ¿Qué más se puede pedir?

Sorbete de mango con ron, lima y menta

Tiempo: 15 minutos

Ingredientes para 4 personas:
– 500 ml de helado de mango (comprado o casero)
– 250 ml de ron
– 3 limas
– 75 gr de azúcar
– 100 ml de agua
– Menta fresca

Preparación:
1. Pela las limas y corta la piel a tiras muy finas.
2. Extrae el jugo de la pulpa y reserva.
3. Calienta el ron en un cazo durante unos 4 minutos a fuego medio junto con la piel de las limas y deja enfriar.
4. Añade el ron al zumo de las limas junto con el agua, el azúcar y un poco de menta picada y mézclalo todo bien.
5. Sirve el zumo en copas o vasitos y añade el helado de mango pon encima decorando con unas hojas de menta.

¡El toque final de frescor que te encantará!

 

Bonus extra

¿Quieres un truquito healthy? Sustituye el AOVE de estas recetas por Butyoil para cuidar tu línea y acompáñalo con un batido de proteínas Protagonist.


No olvides seguirnos también en Instagram y Facebook para tomar nota de todos nuestros consejos.

POR QUÉ CONFIAR EN LOS SUPLEMENTOS ALIMENTICIOS

POR QUÉ CONFIAR EN LOS SUPLEMENTOS ALIMENTICIOS

Antes de nada vamos a dejar claro qué es un suplemento y en qué se diferencia de un medicamento.

 

¿QUÉ ES UN SUPLEMENTO?

Un suplemento o complemento tiene que ver con aquello que se añade a algo para mejorarlo. Pero ambos no son lo mismo.

¿QUÉ DIFERENCIAS HAY ENTRE UN SUPLEMENTO Y UN COMPLEMENTO?

Como la propia palabra indica, suplemento es aquel que suple alguna deficiencia nutricional y complemento es aquel que complementa aquello que no es suficiente.

No obstante, muchas veces se utilizan ambos  para referirnos a lo mismo: perfeccionar nuestra dieta, dotándola de aquello de lo que carece, ya sea total o parcialmente.

¿EN QUÉ SE DIFERENCIA UN SUPLEMENTO DE UN MEDICAMENTO?

Como hemos visto, un suplemento o complemento alimenticio ayuda a completar nuestra dieta. Sin embargo, los medicamentos tienen la finalidad de tratar y prevenir enfermedades.

Lo que está claro es que si llevamos una dieta sana y equilibrada, tendremos menos probabilidades de padecer ciertos problemas de salud, por lo que los suplementos pueden tener un papel importante en este sentido.

Por ello muchas veces, se puede llegar a relacionar los suplementos con los medicamentos sin que, en realidad, tengan nada que ver.

 

5 RAZONES PARA CONFIAR EN LOS SUPLEMENTOS ALIMENTICIOS

Una vez claro el concepto suplemento/medicamento, vamos a ver 5 razones por las que confiar en los mismos:

1. Los suplementos alimenticios, a diferencia de los fármacos, normalmente están compuestos por ingredientes naturales, lo que los hace más asumibles por parte de nuestro organismo. Los productos sintéticos o químicos son más difíciles de metabolizar que los naturales y, por ello, suelen tener más efectos secundarios.

2. Pueden sernos de gran utilidad si seguimos dietas estrictas (veganas, cetogénicas, hipocalóricas…), si padecemos enfermedades (celiaquía, Crohn…) o intolerancias alimenticias (lactosa, gluten…), etc. Si no podemos tomar ciertos alimentos directamente, tampoco podemos beneficiarnos de sus nutrientes, por lo que la suplementación será una buena alternativa en estos casos.

3. El paso de los años hace que a nuestro cuerpo le cueste más absorber algunas vitaminas, minerales o proteínas, impidiendo que nuestro organismo realice correctamente sus funciones. Ayudarnos de complementos alimenticios puede revertir esta situación.

4. El embarazo suele traer consigo la necesidad de un mayor aporte de nutrientes para el correcto desarrollo del feto. Omega-3, ácido fólico, hierro, vitamina D, calcio… son algunos de los suplementos más recomendados. Siempre se debe consultar al médico en función de las necesidades de la madre.

5. Algunos tienen funciones muy específicas como reparar los tejidos del cuerpo, ayudar a la circulación sanguínea, ejercer como antiinflamatorios naturales, estimular la memoria, aportar energía, reequilibrar la microbiota, fortalecer los músculos, aportar relax, activar el sistema inmune…

Como hemos podido comprobar, existen razones más que de sobra para confiar en los suplementos alimenticios. ¿Te atreves a dar el paso?

Pásate por nuestra shop online y hazte con casi medio centenar de suplementos alimenticios. (¡Voy volando!)

Además, tenemos en oferta algunos de ellos durante todo el mes de mayo. Así no tendrás excusa para pasarte al lado natural. (Allá que voy)

No te olvides de seguirnos también en Instagram y Facebook para tomar nota de todos nuestros consejos.

OPERACIÓN BIKINI – PAUTAS PARA REMODELAR TU SILUETA

OPERACIÓN BIKINI – PAUTAS PARA REMODELAR TU SILUETA

Se acerca el verano y con ello las prisas por dejar atrás esos quilos de más que hemos acumulado durante el invierno. Nos encantaría ofrecerte un antídoto milagroso para ayudarte, de verdad, pero tenemos que ser realistas. ¡No existen las dietas milagro! Eso sí, hay muchas cosas que puedes hacer para conseguir un peso saludable que te haga sentirte bien contigo mismo/a.

Veamos qué puedes hacer para lograrlo.

CONSEJOS PARA PARA REMODELAR TU SILUETA

Cuida tu alimentación

Es lo típico, ya lo sabemos; pero es así. El factor principal para conseguir un peso adecuado a tu tipología corporal es seguir una dieta equilibrada. (Te recomendamos que antes de seguir cualquier tipo de dieta estricta, consultes con un especialista).

Aunque aquí has venido buscando consejo, así que te daremos tres pautas generales sobre alimentación sana:

  • Apuesta por frutas y verduras (a poder ser de temporada), ya que, además de contener muchos de los nutrientes que tu organismo necesita, también tienen mucha fibra, lo que te ayudará a bajar de peso.
  • Evita los alimentos ultra-procesados, las bebidas azucaradas, la bollería industrial y, en general, todos aquellos alimentos ricos en grasas saturadas. Éstas son muy difíciles de eliminar por el organismo, así que es mejor que las evites.
  • Bebe mucha agua. No es necesario que bebas únicamente agua, también puedes hidratarte con otros líquidos como zumos, sopas, frutas…

Realiza ejercicio físico regular

Éste es otro clásico. No hace falta que te mates en el gimnasio si no te gusta o que hagas running porque es lo que todo el mundo hace. Busca un deporte que te guste y te motive para que no tengas que dejarlo a la primera de cambio.

Lo importante aquí es la constancia y la motivación y de nada sirve que empieces a hacer algo para dejarlo al poco tiempo. Existen muchas maneras de encontrar el ejercicio perfecto para ti. Simplemente prueba. Pero empieza; no lo dejes. Y en cuanto lo encuentres te sentirás más a gusto que nunca y te darás cuenta de que tu cuerpo da mucho más de sí de lo que nunca hubieras imaginado.

Verás que con el tiempo tu silueta empieza a coger una forma más atlética y tu fuerza y flexibilidad se hacen más evidentes. No solo ganarás un buen físico, sino también una mejor calidad de vida.

Bonus extra de consejos

  • No subestimes el poder de las proteínas. Si has empezado a hacer ejercicio o ya llevas tiempo practicándolo, debes saber que mantener un buen perfil de aminoácidos es esencial para equilibrar tu organismo. ¿Por qué? Porque absolutamente todas las células de tu cuerpo necesitan estos aminoácidos para funcionar correctamente y durante el ejercicio necesitarás reparar las células de tus músculos. Por ello, deberás tener muy en cuenta tu ingesta de proteínas diaria.
  • Evita los tóxicos como el tabaco o el alcohol, ya que con cada tóxico estarás acelerando el envejecimiento celular y, con ello, privando a tus células de regenerarse correctamente y realizar su función. Y sí, eso incluye perjudicar tu silueta a todos los niveles.
  • Actitud positiva, siempre. Todo se ve mejor desde un punto de vista amable y tolerante con uno/a mismo/a. Así que no desesperes si no ves los resultados de manera inmediata. Una buena actitud será tu mejor baza para avanzar hasta llegar al objetivo que te has marcado.

Si llegas un poco tarde a la operación bikini, ¡no tires la toalla! Márcate un objetivo y empieza cuanto antes. Más vale tarde que nunca, ¿verdad?


¿Te ha gustado nuestro artículo? Te invitamos a que conozcas más sobre nosotros y nuestros productos para que aprendas a cuidarte por fuera y por dentro de una manera natural en www.suplementonatural.es.

Encontrarás productos relacionados con este artículo con un 5% de descuento añadido solo durante el mes de junio. ¡Aprovecha ya nuestra oferta! ¡Voy volando a por mi descuento!

Síguenos también en Instagram y Facebook para tomar nota de todos nuestros consejos.